Conmoción

Asombro, dolor y conmoción. Me entero del atentado en Francia. No estoy allí para ver nada, pero aquí surgen preguntas que aún no hallan su respuesta. Puedo ver cuánto de costoso es estar apegado a las creencias. Puedo sentir el sufrimiento que causa la identificación con aquello que no resulta ser verdad. Y busco en mí eso que se me esta mostrando: las partes que aún no han sanado. Puedo hallar en mí al que es capaz de “matar” por sus ideales? Y allí parece estar. Puedo ver en mí al que puede “mutilar” porque su Dios-creencia (fanático del fútbol, de una banda de rock o incluso de gustos gastronómicos o de lo que resulta más bonito) es diferente al de su hermano? Y allí está. Puedo ver en mí al que censura algo porque aun no lo comprende o que grita más alto en lugar de mejorar sus argumentos? También está aquí.
Nada o muy poco puedo hacer para cambiar el mundo, allá afuera, pero sé qué hacer con estas partes que buscan mi amor, mi atención y mi comprensión, adentro. El mundo le seguirá. Paz aquí es paz allí. Puedo aniquilar con el lápiz o el fusil, en mi ceguera, en mi inocencia al creer lo que me mostraron como cierto y no me tome el trabajo de ver, investigar, razonar y comprender. Y aunque sé que aquello que aparece es aceptado, eso no significa que me guste. Que la Luz de la conciencia brille en todos los seres, de todos los mundos y que seamos inmensa y eternamente felices.

2015/01/img_0683.jpg

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Follow Es lo que hay on WordPress.com
A %d blogueros les gusta esto: